El gobierno provincial es el que autoriza a quienes llegan en avión a Bariloche

Dos permisos a los que accedió Río Negro muestran firmas de ministros de Carreras. Gennuso planteó que la cuarentena era obligatoria para el que llegue a la ciudad.




Noticias Diarias
>
Recibí las noticias
que te interesan
NEWSLETTER

La aeroestación no tiene vuelos de línea, pero siguen llegando aviones privados. Foto: Alfredo Leiva

La aeroestación no tiene vuelos de línea, pero siguen llegando aviones privados. Foto: Alfredo Leiva

En el ingreso de vuelos privados en Bariloche no solo interviene la Autoridad Nacional de Aviación Civil (ANAC), que autoriza el desplazamiento de los aviones por el país, y el Gobierno nacional, con el certificado de traslado interjurisdiccional, sino también la Provincia que otorga los permisos para que los pasajeros ingresen a Río Negro.

La intervención del Gobierno de Arabela Carreras en la recepción de los vuelos hasta el momento se había mantenido en reserva, pero este diario obtuvo certificaciones firmadas por dos ministros del gabinete mediante las cuáles se avala el ingreso de pasajeros provenientes de otras jurisdicciones a través de servicios aéreos charter.

Una vez que el tipo aterrizó acá lo tenemos que meter en cuarentena, no nos queda mucho más, y que se quede los 15 días”,

dijo Gustavo Gennuso, intendente de Bariloche,
el martes.

Si bien el Gobierno nacional instrumentó restricciones de circulación en el país, cada provincia tiene facultades propias para regularizar los ingresos y la gobernadora Carreras tomó esta medida de inmediato, el 19 de marzo, al firmar el decreto N°297 mediante el cual dispone la restricción de ingreso a la jurisdicción de personas que no tengan domicilio en la provincia. Hay excepciones, como en todos los casos durante esta prolongada cuarentena, que refiere a los trabajadores esenciales que necesitan desplazarse al lugar de trabajo, las personas que deban asistir a un familiar (con la debida justificación policial) o quienes deban asistir a centros sanitarios rionegrinos.

La mirada siempre estuvo puesta en los puntos de mayor conexión interprovincial terrestre, especialmente en los puentes carreteros que comunican Río Negro y Neuquén. Sin embargo, la medida también alcanza al transporte aéreo.

Por eso, en el Gobierno provincial reciben a diario solicitudes de ingreso por el aeropuerto, con el horario de vuelo preciso y la nómina de pasajeros. Dos de esas solicitudes del último mes, a las que accedió Río Negro, fueron aceptadas por el ministro de Salud, Fabián Zgaib, y el secretario general de la Gobernación, Daniel Sanguinetti. Ambas tienen membrete oficial, firma y sello de los funcionarios.

El titular del gabinete permitió a principios de mes que desciendan en el aeropuerto tres personas vinculadas a una empresa de Villa la Angostura, presuntamente con domicilio en esa ciudad, provenientes de Santiago de Chile. Ese vuelo fue considerado de carácter “humanitario” por repatriación y Sanguinetti en la nota le aclaró a los solicitantes del permiso que debían tramitar por su cuenta la autorización para llegar a su destino final, en la localidad neuquina.

El intendente Gustavo Gennuso hace unos días dijo que hay muchos casos que solo “pisan” la pista y se van a otras ciudades pero el seguimiento desde que desembarcan hasta que atraviesan los límites de la provincia, en este caso el puente del río Limay, es una gran incógnita.

Entre estos permisos, el más recientes ocurrió el martes cuando Zgaib avaló que ingresen cinco directivos de una empresa con intereses en Bariloche, quienes casualmente arribaron a las 10, en el mismo momento que la gobernadora y el intendente se desentendían de la polémica de los vuelos privados, en una conferencia de prensa en el Centro Cívico, a 15 kilómetros del aeropuerto. Ese grupo de pasajeros tiene previsto retornar hoy al aeropuerto de San Fernando, en Buenos Aires. Queda la incertidumbre respecto de cómo se maneja el aislamiento exigido con un viaje de solo 48 horas.

Gennuso defendió el martes que el aislamiento es obligatorio para todo el que ingrese a Bariloche. “Una vez que el tipo aterrizo acá lo tenemos que meter en cuarentena, no nos queda mucho más y que se quede los 15 días”, afirmó ante la consulta de la prensa y valoró el trabajo de una agente sanitaria que se encarga de recibir a los pasajeros, hacerles firmar la declaración jurada y realizar el seguimiento para constatar que cumplan el aislamiento.

El intendente dijo además que envió notas a la ANAC para que solo permitan vuelos sanitarios y oficiales, pero no obtuvo respuestas hasta el momento. “Hemos hecho muchos intentos, no todos dan resultados, habrá gente que tiene contactos que nosotros no tenemos”, deslizó.


Comentarios


El gobierno provincial es el que autoriza a quienes llegan en avión a Bariloche