Exclusivo Suscriptores

Frenan el pliego de una candidata a jueza vetada por abogadas de Neuquén

Quedará en la comisión de Asuntos Constitucionales. La cuestionan por su desempeño en el femicidio de Guadalupe Curual. Qué dijo cuando le preguntaron sobre el tema.

En una decisión con escasos precedentes, la comisión de Asuntos Constitucionales de la Legislatura no emitió despacho pero tampoco rechazó el pliego de Adriana Luna, candidata a jueza de Familia de Neuquén. Si bien ganó el concurso, la abogada recibió el veto de integrantes del Colegio de Abogados.

Luna fue entrevistada hoy por los diputados y diputadas de la comisión vía Zoom. Durante 45 minutos respondió preguntas, expuso cuál sería su plan de trabajo al frente del juzgado y también replicó a los cuestionamientos por su tarea actual como subdirectora jurídica de la Oficina de Violencia. En concreto, le preguntaron qué falló en el caso del femicidio de Guadalupe Curual, ocurrido en febrero en Villa La Angostura.

Lo que le pidieron fue una autocrítica, pero Luna estuvo lejos de hacerla.

Al término de su exposición y cuando se desconectó, las y los integrantes de la comisión debatieron el futuro de su pliego. Lo habitual es que se apruebe el pase al recinto para que en una sesión se vote por la aprobación o el rechazo. Pero esta vez, cuestión excepcionalísima, no fue así.

Los argumentos del oficialismo fueron variados. Lo primero que dijo Maximiliano Caparroz, presidente de la comisión, fue que no estaban los votos para emitir despacho.

La candidata a jueza respondió preguntas por Zoom. (Gentileza)

Luego de un intercambio de opiniones dijo: «nosotros hacemos la formalidad de la entrevista y después decide el pleno. Está el derecho de los diputados de votar o no el pliego y no lo tienen que fundamentar. Esta vez lo dejamos en comisión y veremos para la próxima qué haremos».

Carlos Peralta, del Frente de Todos, fue más directo: «No estamos convencidos de que deba pasar. En la próxima reunión de comisión, con más diputados presentes, escuchemos más opiniones».

En términos similares se pronunció Soledad Martínez, también del FdT: «No comparto la trayectoria de la candidata, no me dejaron satisfecha sus respuestas, hoy no habilitaría su pase al pleno».

El más sorprendido fue César Gass (Juntos por el Cambio): «me levanté cinco minutos para ir al baño y cuando vuelvo me encuentro con esto. ¿Qué pasó?»

Es que, como en las adivinanzas, nadie dijo la frase clave: Colegio de Abogados.


El veto y la encuesta


Adriana Luna, abogada y escribana recibida en la Universidad Nacional de La Plata, neuquina de 47 años, ganadora del concurso para jueza de Familia, no era la candidata del Colegio de Abogados. Apenas se supo que había salido primera en el orden de mérito, un grupo de matriculadas comenzó a juntar firmas para oponerse a su designación, y el Colegio abrió una encuesta on line para recibir opiniones. El Sí ganó por abrumadora mayoría, aunque la participación no fue representativa.

El cuestionamiento a Luna surge de su desempeño en la Oficina de Violencia en relación con el femicidio de Guadalupe, la joven de Villa La Angostura que denunció reiteradas veces a su ex pareja Bautista Quintriqueo por violencia de género.

Guadalupe no recibió protección y Quintriqueo la asesinó a puñaladas en pleno centro de la localidad. Luego se provocó heridas a sí mismo que le causaron la muerte.

Peralta fue el diputado que le preguntó en forma directa qué falló. Y Luna le tiró la responsabilidad al entonces juez Jorge Videla: «si hubo deficiencia funcional, tiene que ver con una responsabilidad que le cabe al juez que intervino», respondió.

María Laura Du Plessis y Maximiliano Caparroz, la conducción de la comisión A. (Gentileza)

Videla renunció apenas ocurrido el femicidio. Cumplió 70 años y se jubiló.

Luna afirmó que «la Oficina de Violencia ofrece una mirada, pero la decisión la tiene un juez, que fue lo que sucedió en este caso». «No tiene poder de decisión, acompaña la tarea del juez técnica y legalmente», fue otra de sus definiciones.

En el concurso, Luna sumó 63,74 puntos sobre 100. Es un puntaje alto, si se tiene en cuenta que hay en funciones magistrados y fiscales que no llegaron a 50.


Cómo sigue


La nota de las matriculadas, que circuló apenas se conoció el nombre de la ganadora, afirmó: “No podemos permanecer en silencio ante la inoperancia demostrada por altos funcionarios como la Dra. Adriana Luna, quienes tienen la obligación,  potestad y responsabilidad de brindar una respuesta efectiva a la vulneración de los derechos de las mujeres;  porque no se trata de culpar sólo a un ‘sistema’, como algo impersonal y abstracto, sino de empezar a ponerle rostro a quienes desempeñan esta tarea”.

“La Oficina de Violencia requirió una intervención judicial ineficiente,  incapaz de prevenir un femicidio anunciado tres veces”, añadió, en una asociación directa entre el trabajo de Luna y la muerte de Guadalupe.

¿Qué pasará ahora? Es difícil saberlo. El pliego fue a parar al freezer, y hay escasos antecedentes. El más escandaloso es el de Juan Pablo Chirinos, quien también ganó un concurso pero por razones políticas la comisión de Asuntos Constitucionales lo dejó en un limbo sin tomar ninguna decisión hasta el cambio de gestión.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora