Gutiérrez dividió a la oposición y ya es ley el presupuesto 2021 de Neuquén

Solo el bloque de izquierda votó en unidad el rechazo. Juntos por el Cambio fue el espacio que más adhesiones aportó, pero no el único.




Un trabajo quirúrgico, obra del oficialismo y de las propias dinámicas internas que atraviesan a los partidos, dividió hoy el voto de los tres principales bloques opositores de la Legislatura de Neuquén y habilitó la aprobación del presupuesto 2021 de Omar Gutiérrez. Fue con 23 diputados a favor, 11 en contra y una abstención aunque en el debate se oyeron más críticas que adhesiones.

El proyecto prevé un total de recursos por 182.577 millones de pesos para el año que viene y gastos por 184.814 millones, un 17% más de lo presupuestado para este año. El esquema incluye un déficit financiero de 2.236 millones de pesos, nivel que la diputada informante Liliana Murisi (MPN) consideró como "razonable en el contexto actual de caída de recursos y la necesidad de contar con un Estado presente".

Durante la sesión que comenzó esta mañana, y que continúa durante la tarde, los legisladores sancionaron la ley en general y mañana harán lo mismo en particular. El oficialismo consiguió respaldos de Juntos por el Cambio, el Frente de Todos y de la Democracia Cristiana para aprobar su propuesta, pese a que todo el arco opositor había planteado sus objeciones cuando ingresó en la Cámara.

La mayoría de las intervenciones que se escucharon hoy fueron en contra del proyecto por considerar insuficiente la previsión de gastos para servicios sociales (la partida de educación tendrá una caída en términos reales del 17% y la de salud, del 5%), por no haber incorporado actualizaciones salariales para los empleados estatales y porque el Poder Ejecutivo no corrigió la previsión de gastos de deuda tras la reestructuración que alcanzó la semana pasada. El proyecto prevé un cupo de nuevo endeudamiento por hasta 31.606 millones de pesos.

Sólo el bloque del Frente de Izquierda votó en unidad el rechazo al proyecto con argumentos de la diputada Patricia Jure y su par Andrés Blanco. El resto lo hizo dividido y con algunas alocuciones que parecieron más dirigidas a sus compañeros de bancada que al propio oficialismo.

La diputada Leticia Esteves (Juntos por el Cambio) aseguró que "no se pone en riesgo la gobernabilidad cuando no se aprueba un presupuesto" sino que "es parte del rol de la democracia que los diputados acompañen o no un presupuesto". "A veces la gobernabilidad debería ser ejercida por el Poder Ejecutivo en lugar de cargar siempre a la oposición con esto", planteó.

También Soledad Martínez (Frente de Todos) coincidió en que "no es un imperativo" acompañar el presupuesto que presenta el gobernador. "Si no discutimos sobre la ejecución de gastos y las herramientas de políticas públicas que la provincia va a usar para transformar la realidad, vamos a condenar a los neuquinos a una letanía de supervivencia, siendo la quinta reserva mundial de petróleo y la segunda reserva mundial de gas no convencional", cuestionó.

Su par de bloque, Sergio Fernández Novoa, dijo que para pensar su voto se preguntó qué hubiese hecho en la banca "una persona que en 2019 votó al Frente de Todos". "No hubieran votado este presupuesto porque no augura un mejor año 2021 ni la reactivación económica que estamos necesitando", sostuvo.

En el bloque kirchnerista sólo hubo dos votos a favor, el de Gonzalo Bertoldi (hijo del intendente de Centenario Javier Bertoldi) y el de Darío Peralta, el de mayor diálogo con el actual secretario de Energía de la Nación, Darío Martínez. En contra lo hicieron, además de Fernández Novoa y Martínez, Lorena Parrilli, Soledad Salaburu, Ayelén Gutiérrez y Teresa Rioseco. Mariano Mansilla se abstuvo.

Juntos por el Cambio aportó la mayor cantidad de votos a favor, con cinco diputados: Karina Montecinos, César Gass, Lucas Castelli, Luis Aquin y Ayelén Quiroga. El oficialismo había cedido algunas modificaciones demandadas por el partido como la eliminación del artículo que le permitía a Gutiérrez prorrogar la emergencia sanitaria y el crédito autorizado en esa ley. Sólo Esteves mantuvo su posición en contra.

Desde la Democracia Cristiana, el único voto a favor del proyecto lo dio Raúl Muñoz, mientras que Elizabeth Campos y Carlos Coggiola se opusieron. El legislador afirmó que el proyecto coloca a la provincia en una situación de "inviable" y cuestionó que no se hayan incorporado modificaciones tras la reestructuración de la deuda. "El acuerdo demandó, además, el pago en efectivo de 11 millones de dólares en este contexto de endeudamiento feroz que viene llevando adelante el gobierno y que no se debe a la pandemia", dijo.

En la sesión también quedaron aprobados los presupuestos del Poder Judicial y de la Legislatura, aunque con renovadas críticas a las obras del skate park y recambio de escaleras que propuso la administración de la Cámara.

Un voto a favor, en memoria de Illia


El único diputado opositor que argumentó su voto a favor del presupuesto 2021 fue César Gass de Juntos por el Cambio. Lo hizo, no sin recordar su disgusto con el gobierno de Omar Gutiérrez o con la propuesta en sí, pero apelando al concepto de "responsabilidad institucional" y una curiosa comparación con un fallecido presidente argentino.

"Era chico, estaba entrando en la secundaria, y tuvimos uno de los mejores gobiernos de la historia argentina: el del doctor Arturo Illia. La ley de medicamentos, la anulación de contratos petroleros, dejar por tres años sin deuda externa al país, la educación en su más alto nivel junto con la autonomía universitaria", rememoró.

"A ese gobierno le negaron el presupuesto. Quiero tener en este primer año esa responsabilidad institucional para que a Gutiérrez no le pase lo que le pasó a ese gran presidente que fue Illia. Ese es mi voto, señor presidente", manifestó.


Comentarios


Gutiérrez dividió a la oposición y ya es ley el presupuesto 2021 de Neuquén