La CEB suspende las elecciones por la pandemia

El Consejo Directivo dejó sin efecto la convocatoria al comicio para el 5 de diciembre próximo. Por eso, se prorrogan los mandatos de los delegados y consejeros electos el año pasado.




Las elecciones estaban previstas para el 5 de diciembre. Foto: archivo

Las elecciones estaban previstas para el 5 de diciembre. Foto: archivo

Por primera vez en su historia la CEB no cumplirá con la obligación del llamado anual a elecciones para renovar su cuerpo de delegados y una parte del Consejo de Administración. Las imposiciones de la pandemia de Covid obligaron a postergar el proceso que ya estaba en marcha, con comicios fijados para el 5 de diciembre y al menos cuatro listas en carrera.

Los delegados que fueron electos el año pasado y también los consejeros que debían dejar sus cargos luego cumplir su período de tres años continuarán con mandatos prorrogados por al menos seis meses.

La mayoría de la lista Blanca en el Consejo de Administración había impuesto en un principio su criterio de llamar a elecciones igual, a pesar de la emergencia sanitaria. Pero no tardaron en llegar a la CEB comunicaciones del COE municipal y también de la Defensoría del Pueblo en las que manifestaron su alarma por la convocatoria y consideraron que era imposible cumplir con los comicios como todos los años, lo cual implicaría movilizar a no menos de 5.000 personas.

Finalmente hubo marcha atrás, cuando ya existían seis “reservas de color” y cuatro agrupaciones ya tenían en marcha la inscripción de candidatos.

La suspensión de las elecciones, en los hechos, beneficia a la actual conducción, porque tiene un amplio predominio en la asamblea de delegados, que debía ser reemplazada antes de finde año pero ahora seguirá -con la misma configuración- hasta entrado 2021.

De ese modo, el primer examen de la gestión del presidente Carlos Aristegui, es decir su primera memoria y balance, estará a cargo de un cuerpo de delegados en el que tiene 68 representantes sobre un total de 100.

El consejero por la lista Roja (oposición) Alejandro Pozas destacó que la resolución adoptada la semana pasada por el Consejo llegó después de un reclamo de su sector para que se suspendan las elecciones.

Ya había resaltado días antes que votar en la circunstancia actual sería inaceptable “porque muchos titulares de medidores con derecho a voto son mayores y están en grupo de riesgo” y también porque más de un 30% de los asociados adeudan facturas de la CEB y no pueden votar, cuando históricamente esa proporción nunca pasó del 5%.

Dijo que la Roja había realizado presentaciones ante la Defensoría del Pueblo, el COE, el Inaes y Salud Pública en el intento de frenar las elecciones. Los dos primeros se hicieron eco y exhortaron a la CEB a suspenderlas.

Pozas reconoció que “es la primera vez en la historia” que los delegados deben cubrir más de un período anual y les tocará evaluar dos memorias y balances. También los consejeros y los síndicos tendrán que mantenerse en sus cargos más allá de los períodos establecidos.

El prosecretario de la CEB Martín Enevoldsen (lista Blanca) dijo que todo está refrendado por el Inaes y por la dirección de Cooperativas de la provincia, y que la misma solución fue adoptada para otras entidades similares en todo el país.

Dijo que ahora no hay fecha cierta para cumplir con la elección y que la parte del proceso que ya se cumplió, incluida la primera semana de inscripción de candidaturas, tendrá plena validez y cuando se fije nueva fecha se abrirá la segunda semana para cumplir con lo que manda el estatuto.

No está claro aún si las autoridades que resulten electas el año que viene tendrán mandatos más breves o si en adelante se cambiará para siempre la fecha de elecciones.

Enevoldsen admitió que en un primer momento pretendieron hacerlas como todos los años, pero luego la cuestión sanitaria prevaleció y el Consejo aprobó por unanimidad la postergación.”Convenimos que no había que forzar las cosas”, dijo el directivo.


Cuatro listas


Si bien habrá que esperar el nuevo llamado y el cierre de los plazos, hubo seis listas que ya hicieron “reserva de color” para participar en las elecciones de la CEB y cuatro de ellas comenzaron a inscribir candidaturas.

Si concurren con lista completa deben presentar no menos de 150 nombres, ente candidatos a delegados, consejeros (titulares y suplentes) y comisión fiscalizadora.

La lista Blanca (ganadora el año pasado) no existe más y sus principales referentes se presentan en un caso como Celeste y Blanca y en otra lista por ahora sin color (pidieron blanca y verde, pero se lo impugnaron), en el que participa el actual presidente Carlos Aristegui.

La oposición será representada por la lista Roja (que condujo la CEB durante casi 20 años hasta diciembre pasado) y un sector de aquel grupo se desdobló como lista Azul, que sería impulsada desde el sindicato mercantil.

Pozas aclaró que aun sin elecciones la CEB debe cumplir con la asamblea ordinaria antes de fin de año, porque tiene pendiente de aprobación del balance cerrado a junio pasado y necesita ese requisito, por ejemplo, para presentar ante los bancos si necesita financiamiento.

Señaló que la asamblea podría resolverse mejor en el actual contexto sanitario, ya que está la posibilidad de realizarla en forma virtual o “mixta”, con la debida autorización del Inaes.


SUSCRIBITE A NOTICIAS DIARIAS
Todos los días un correo con las noticias más importantes del día.

Comentarios


La CEB suspende las elecciones por la pandemia