Un juez definió que el conductor que atropelló y mató en Bariloche, siga en su casa

Diez días atrás se había revocado la detención domiciliaria de Matías Vázquez pero ahora un juez de alzada volvió a la condición original.





El juez de Juicio Héctor Leguizamón Pondal consideró que no hay modificaciones sustanciales en la prisión preventiva que cumple Matías Vázquez, el joven que alcoholizado atropelló y mató a Lucas Caro (17) como para modificar la detención domiciliaria que habían acordado las partes el 1 de marzo, al realizarse la imputación por homicidio culposo.

Con esta decisión, el magistrado ratifica el primer acuerdo de las partes y rechaza la revocatoria de la prisión domiciliaria que había pedido la fiscal Betiana Cendón a fines de marzo y convalidado el juez de Garantías, Juan Pablo Laurence.

La nueva audiencia judicial se realizó por una apelación de la defensa de Vázquez, que ejerce el abogado Juan Pablo Álvarez Guerrero, objetó la revocatoria de la prisión domiciliaria y finalmente el juez Leguizamón Pondal le dio la razón.

Consideró el magistrado que «el hecho no ha sufrido ninguna alteración» sino que solo se realizó una mayor acreditación de la imputación originaria, por un homicidio culposo agravado y se incorporaron nuevos elementos de prueba aportados por la fiscal Cendón como los informes que determinan que Vázquez conducía a 110 km/h y con una graduación alcohólica de 1,52 gramos por litro de sangre, al momento de atropellar a Lucas Caro en la avenida Bustillo.

«No hubo ningún elemento para cambiar el acuerdo originario», insistió el magistrado al fundamentar su decisión y ratificó el acuerdo de partes que selló la defensa de Vázquez y la fiscalía el 1 de marzo pasado cuando se concedió la prisión preventiva domiciliaria.

Leguizamón Pondal remarcó que con las nuevas pruebas no se establece que hay una situación más gravosa en el caso y señaló que con Vázquez en su domicilio se garantiza así también que no conduzca ningún automóvil.

El magistrado señaló que en la audiencia pasada se modificó el plazo para la investigación, acordando ese período un mes, a pedido de la fiscalía, por lo que el 1 de junio debería estar terminada la etapa inicial para avanzar en un juicio.

Vázquez está imputado como autor del homicidio culposo agravado de Lucas Caro, cuando el 27 de febrero pasado, a la medianoche, lo embistió a la altura del kilómetro 9,500 de la avenida Bustillo, mientras el joven caminaba por la banquina con su novia y la madre de la chica.

El conductor del vehículo se dio a la fuga y se refugió en su domicilio del barrio Playa Bonita, hasta que la Policía de Río Negro detectó el automóvil y finalmente detuvo a Vázquez a quien diez horas después del siniestro se le practicó un test de alcoholemia que arrojó con una graduación de 0,52 gramos por litro de sangre.

La fiscal Cendón el 30 de marzo, en una nueva audiencia, incorporó los informes periciales de la retrospectiva del alcohol en el cuerpo del conductor al momento del siniestro y la velocidad a la que conducía, muy por encima de los 60 km/h que establece la máxima en la avenida Bustillo. Por estos agravantes la fiscal consideró necesario que Vázquez vaya a un establecimiento penal y así lo entendió el juez Laurencia. Pero ahora Leguizamón Pondal revocó esa medida.


Comentarios


Seguí Leyendo

Un juez definió que el conductor que atropelló y mató en Bariloche, siga en su casa