Con unidad y rupturas cerraron las alianzas para las PASO en Neuquén

La CC-ARI quedó afuera de Juntos por el Cambio, pese a que finalmente no se incorporó a la Democracia Cristiana. La izquierda tampoco logró la pretendida unidad.




El cierre de alianzas en Neuquén terminó con las aspiraciones de la Democracia Cristiana de incorporarse a Juntos por el Cambio en Neuquén, pero también dejó un quiebre en el frente electoral formado en el 2015.

La Coalición Cívica ARI quedó afuera de la inscripción y denunció “mezquindad” y “falta de amplitud” de la dirigencia de los demás partidos que no aceptaron la precandidatura del empresario de medios Carlos Eguía. En un comunicado que compartió incluso la líder del partido, Elisa Carrio, acusó a radicales y macristas de negar “candidaturas competitivas en este momento trascendental de nuestro país”.

Desde la vereda de enfrente , en cambio, analizan la incorporación de Eguía como una “intromisión del MPN” para promover la división del espacio.

Según se conoció hasta ayer a la tarde, el frente electoral quedará integrado finalmente por la Unión Cívica Radical, el PRO y Nuevo Compromiso Neuquino. Si bien manifestaron la intención de registrar la alianza con el sello de Juntos por el Cambio, había problemas con la aceptación del nombre por estar reservado a la conformación original de sus miembros fundadores.

Como sea, la ruptura supondrá una división de la oposición antikirchnerista en dos que podrá crecer a tres si se le suma la participación en solitario de la Democracia Cristiana.

El peronismo, en cambio, logró mantener su unidad y fue el primero en inscribir la alianza del Frente de Todos en la justicia electoral. La coalición volvió a reunir a los mismos partidos que en la elección anterior (PJ, El Frente y la Participación, Frente Grande, Kolina, UNE, PTP, Partido Solidario y Unidad Popular), a excepción del Nuevo Encuentro que perdió su personería jurídica.

El espacio kirchnerista incluso pudo sumar al Frente Renovador que en Neuquén representa el diputado Carlos Sánchez para quedar a tono con la unidad de ambos sectores a nivel nacional.

En cuanto al Frente de Izquierda, no hubo posibilidad de ampliar la alianza con la incorporación del Nuevo MAS. Este partido reclamaba para sumarse al frente un debate público con los referentes del PTS a nivel nacional y provincial, pero desde el espacio se interpretó el condicionamiento como una negativa a integrarlo.

La alianza quedó inscripta como FIT-Unidad con la participación del PTS, Izquierda Socialista, el PO y el MST.

Las rupturas alargan la lista de participantes


Frente de Todos: la alianza peronista logró mantener y ampliar su unidad con la incorporación del partido que representa al massismo en Neuquén.

Juntos por el Cambio: el frente electoral que llevó a la presidencia a Mauricio Macri no pudo sortear las disputas internas en la provincia. Por primera vez, uno de sus miembros fundadores irá dividido.

FIT-Unidad: apostó por la ampliación del espacio, pero sin resultados. Volverá a repetir la fórmula del 2019 con la incorporación del MST a los originarios del PTS, PO e Izquierda Socialista.

En solitario competirán, al menos unos cinco partidos:

Movimiento Popular Neuquino

Coalición Cívica ARI

Democracia Cristiana

Nuevo MAS

Libres del Sur

El análisis de Andrea Durán en RN RADIO:


Comentarios


Con unidad y rupturas cerraron las alianzas para las PASO en Neuquén