La actriz de Roca que llegó a Netflix

Comenzó a incursionar en la actuación a los 12 años con Olga Corral, en Roca; a los 18 siguió su vocación en La Plata y Capital Federal. Hoy es una de las protagonistas de “Historia de lo oculto”, una película argentina de thriller y terror que se estrenó en Netflix.





El tren pasa una sola vez en la vida”. Eso dice un viejo refrán que apunta a que hay oportunidades que se presentan y no pueden desaprovecharse porque quizás no vuelvan a aparecer. Y si bien hay trenes que pasan más de una vez y trenes que nunca llegan a pasar, lo cierto es que hay un patrón reconocible en las historias exitosas: alguien supo aprovechar su chance. También dialogó con En eso estamos de RN Radio, escuchá la nota:

Entrevista a Nadia Lozano, En eso estamos RN Radio.

A veces esas oportunidades llegan al primer intento, y quien las recibe no está atento para aprovecharlas. Pero también están aquellas oportunidades que llegan después de mucho esfuerzo, de muchos años de sacrificio. Y en ese caso, el afortunado cuenta con otras herramientas para explotar su chance. En este grupo se inscribe la actriz roquense Nadia Lozano, que después de años de trabajo, tuvo su gran chance.

Nadia es una de las protagonistas de “Historia de lo oculto”, una producción que mezcla thriller y terror y que, después de generar reconocimientos en los festivales de Sitges y Mar del Plata, arribó a Netflix. Y el estreno en la plataforma de streaming abrió un nuevo panorama para Nadia, que pudo cosechar el fruto de tanto trabajo.


“En el estreno sentí mucha alegría. Hay algo que implica una cantidad de cosas que uno hace que no ingresan a Netflix (risas)… el porcentaje es altísimo. La verdad es que cuando uno hace tanto laburo independiente como cine o teatro, te la pasas remando para que la gente vaya a ver las obras, o que las películas lleguen a los festivales. Entonces cuando pasa algo así es una alegría, porque viene a justificar mucho laburo detrás. En ese sentido es una alegría inmensa”, explicó Nadia.


Al mismo tiempo, la actriz nacida en Roca, agregó que “es también entender que es la única manera de hacer, en este momento, que tu laburo lo vean otras personas que no son parte de tu círculo íntimo, que trascienda un poco. La alegría tiene que ver con eso, es un botoncito que se aprieta solo para que la gente pueda conocer tu laburo”.


Si bien la película fue estrenada en 2020, el arribo a la plataforma resignificó el -de por sí- hito del lanzamiento, porque implicó una masividad inimaginada.


“Es muy grande lo que genera algo así, porque la película no solo la compró Netflix, sino que la compró HBO en Europa. El año que viene se va a estrenar en las salas de cine en Francia, de manera presencial. Y así se empieza a generar algo muy grande”, expresó Lozano.


Respecto a la recepción, notó un feedback más que positivo: “recibí muchas felicitaciones y mensajes muy lindos, no solo de gente cercana sino también de gente que uno no conoce. Es hermoso eso. Y por suerte también un reconocimiento por parte de colegas cineastas y actores”.


¿A qué se debe el éxito de “Historia de lo oculto”? En principio, a lo original de la propuesta.
“Es una película que coquetea y se vincula con un montón de géneros”, aseguró Nadia.


Pero, ¿cuál sería la explicación para alguien que no conoce la propuesta? “Es un thriller periodístico. Hay una gran influencia de la película yankee ‘Los hombres del Presidente’, que es sobre periodistas -como si de alguna manera fuera cine negro, de investigación- que están detrás de la huella de una investigación; que en este caso tiene tintes terroríficos, cuestiones conspiranoicas y situaciones sobrenaturales. No es una investigación que solo se vincule con situaciones de lo real, sino que el terror viene de la mano de todo lo que sale a la luz”, comentó la actriz a RÍO NEGRO.

La plataforma y los laburitos


Llegar a Netflix es, en la actualidad, un objetivo para cualquier actor que quiera vivir de su profesión. Y son pocos los privilegiados que lo logran, incluso a nivel mundial.


El caso de Nadia es uno en cientos de miles, y lo logró con un plus de dificultad: comenzó su incursión en la actuación en Roca, una ciudad con gran impronta cultural pero lejana de toda producción masiva. En ese contexto, el camino y los frutos cosechados cobran mucho mayor valor, porque creció lejos de muchas chances y logró hacerse un lugar.


“Me fui de Roca cuando terminé el secundario, a la Universidad Nacional de La Plata, a estudiar Cine; pero estudié actuación desde los 12 años en Roca, con Olga Corral, que es una gran maestra; y con Mariana Corral después. Tuvimos un grupo que se llamó Los Volados, e hicimos muchísimas funciones. La actuación siempre corrió de manera paralela a mi laburo como cineasta. Entonces cuando me recibí, me vine a Buenos Aires a trabajar en televisión y cine como camarógrafa y asistente; y en el medio de eso la actuación volvió casi como un camión estando en Buenos Aires, y empieza a desplazar un poco a la cineasta… y hace ya casi 7 años que me dedico enteramente a la actuación, dando clases, haciendo teatro, cine y demás”, relató la actriz.


Respecto a su experiencia en La Plata, fue fundamental su paso por la Facultad, no solo para recibirse sino también para llegar a este proyecto.
“Allí conocí a todos los personajes que hicieron esta película, los ‘Tangram Cine’, que tienen una productora. La película fue realizada íntegramente en La Plata y por gente que estudió en la Universidad, salvo algunos actores. Se hizo un casting abierto y se llamó a mucha gente, pero dio la casualidad -o no- que terminamos siendo todos parte de esa camada de la Universidad”.


La vida de los actores y actrices es particular, porque implica mucho esfuerzo y mucha independencia hasta llegar a una producción “grande”. Incluso quienes llevan varios años en el rubro tienen algunos trabajos paralelos, porque no siempre alcanza solo con la actuación.

En el caso de Nadia, llevó un tiempo conseguir ese despegue. “Sentí que ya podía vivir de la actuación recién hace más o menos hace cinco años, cuando empecé a dar clases de teatro en el Espacio Roseti, con ‘La mujer mutante’ donde además producimos obras e investigamos”, explicó.


“Cuando se terminó de conformar ese espacio fue cuando decidí largar otros laburos. Laburando del arte, uno siempre está changueando un poco, porque por más que tenga que ver con lo tuyo, hacer algo que no es de tu creación se toma como un laburito. De alguna manera, hace 5 o 6 años que por suerte me dedico exclusivamente a la actuación y vivo de esto”, agregó.


¿Cómo sigue la vida profesional de Nadia después de haber logrado este éxito?
“En principio, estoy dirigiendo y actuando junto con Juan Coulasso, con quien tenemos el espacio de ‘La mujer mutante’. Estamos terminando una película que se llama ‘Señorita Arquitecto’, es una película ficción documental sobre una obra de teatro que llevamos a cabo en el Cementerio de la Chacarita durante los últimos dos años, que fue interrumpida por la pandemia y de alguna forma empezamos a transformarla en una película. Ganamos varios fondos y estamos teniendo que terminarla, así que en principio ese es el proyecto que está vivo como para finalizarlo”, comentó.


Para el final, Nadia contó algunas particularidades de la actuación.
Estoy con mucho deseo también, y pareciera que ya está sucediendo, de ser convocada para actuar en otros proyectos. La verdad es que eso pasa en la actuación. Uno por más que tenga un motor muy grande y esté súper conectada, tengas deseos y contactos; hay algo que implica sentarte a esperar que te llamen, y de alguna manera siempre termina siendo así. A menos que uno sea quien dirige o produce el proyecto, después tenés que ser justo la actriz que necesita el director para ese papel. En realidad, con mucho deseo de que se sincronicen algunas cosas y que este proyecto también pueda traer, a nivel convocatoria, otros laburos como actriz”.


Comentarios


Seguí Leyendo

La actriz de Roca que llegó a Netflix