El equipo de abogadas para víctimas de violencia machista en Neuquén nunca se completó

Fueron cubiertos dos de los seis cargos prometidos para toda la provincia. Este servicio de patrocinio jurídico gratuito, creado hace cuatro años, figura dentro de las partidas etiquetadas para reducir la brecha de género en el presupuesto 2023.





El cuerpo de abogados y abogadas de la provincia de Neuquén que brindan patrocinio jurídico gratuito a víctimas de violencia machista tiene asignado un presupuesto de 10.360.000 pesos para 2023. Está etiquetado dentro las partidas que el Estado asigna para reducir las brechas de género. Sin embargo, a cuatro años de la sanción de la ley que creó este servicio, el gobierno nunca logró designar a la totalidad de las profesionales prometidas.

Esta iniciativa fue aprobada por la Legislatura el 22 de marzo de 2018, pero no obtuvo respaldo unánime: fue sancionada por 24 votos positivos y 5 negativos. La presentó el propio gobernador, Omar Gutiérrez, en la apertura de sesiones ordinarias, a pocos días de ocurrido el doble femicidio de Carina y Valentina Apablaza en Las Ovejas. Las críticas de la oposición de entonces- Frente Grande, Frente para la Victoria, PTS-FIT, Frente Neuquino- tenían que ver con que no era una respuesta integral, y proponían formar y reforzar equipos interdisciplinarios de prevención, atención y acompañamiento a las situaciones de violencia por razones de género, en el que esté incluido el asesoramiento legal. Dijeron que era un “parche”.

La ley demoró dos años en ser reglamentada y en 2021, en el contexto de la conmoción que causó un nuevo femicidio, el de Guadalupe Curual, el gobierno provincial abrió la convocatoria para cubrir los cargos, que son seis en total: dos para la primera circunscripción (con asiento en la ciudad de Neuquén), uno para la segunda (Cutral Co), uno para la tercera (Zapala), uno para la cuarta (San Martín de los Andes) y uno para la quinta (Chos Malal).

Hasta el momento están cubiertas dos de las vacantes: la de la capital -por Jésica Barbich- y la del sur -por Tatiana Castro. Había una abogada más en la ciudad de Neuquén que dejó el cargo este año.

Al servicio se accede a través del Centro de Atención a la Víctima (CAVD), o por derivación de los organismos que trabajan con víctima de violencia machista.

Escuchá a Laura Loncopan Berti en su columna de «Vos a Diario» por Río Negro Radio:

Sintonizá RN RADIO. Escuchanos por FM 90.9 desde Neuquén, por FM 105.7 desde Roca, por rionegro.com.ar/radio o por nuestra App.

Perspectiva de género


Los requisitos para formar parte del equipo son: tener dos años como mínimo en el ejercicio de la profesión, acreditar especialidad en la materia (alguna capacitación, no necesariamente maestría o doctorado), tener la matrícula habilitada, no ser empleado o empleada de los estados municipal, provincial o nacional, no poseer antecedentes penales, ni ser deudor alimentario o estar incluido en el registro de violencia. El puesto no es incompatible con la docencia.

La directora general del CAVD, Carolina Luzuriaga, explicó que hubo dos llamados. En el primero no se pudo completar todos los cargos. En el segundo se anotaron 12 profesionales en total para los puestos de Cutral Co, Zapala y Chos Malal. Quedaron cinco que debían realizar la capacitación en perspectiva de género y victimología que brinda la subsecretaría de Mujeres, y luego rendir un examen que consiste en la presentación de una demanda. Solo una lo hizo, pero no pudo superar la prueba.

Este año hubo tres intentos de femicidios graves en la ciudad de Neuquén. Foto Matías Subat.

Luzuriaga sostuvo que la decisión es hacer una contratación directa: no habrá plazo de inscripción, sino que las abogadas y abogados que estén interesados deben llevar el curriculum a la subscretaría de Gobierno, ubicada en Don Bosco 255 de 8 a 15, o comunicarse para más información de manera telefónica al: 299-4439993 o 299-4473758.

Sobre las razones por las cuales no puede completarse aún el servicio de patrocinio, la directora respondió: “Lo que nosotros pudimos notar en el segundo llamado fue que lamentablemente no tenían perspectiva de género, y hay veces que el trabajo tiene que ser mucho más profundo”.

En cuanto a las condiciones laborales, las abogadas no son planta del Estado. Firman un contrato de servicio por un honorario fijo y cada profesional tiene un cupo máximo de 50 causas anuales. El patrocinio de una víctima abarca más de una causa: desde el divorcio, los alimentos, el régimen de comunicación hasta una denuncia por lesiones en la justicia penal.

El dato

850 a 1.150
son las denuncias por ley 2785 que entran mensualmente a las oficinas de violencia de la provincia, de las cuales se judicializa en promedio el 46%.

Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
El equipo de abogadas para víctimas de violencia machista en Neuquén nunca se completó